Tenía ojo Remyyyy literal cuando entré al backstage de Pineda Covalin el día de ayer. Nunca había visto una escena de backstage como salida de una película, modelos perfectos, zapatos hermosos y nada tan grandioso como la producción que presentaron. Me encontré en pleno fitting antes de la pasarela. Ver todos estos vestidos tan glamurosos era como estar en el cielo. No soy mucho de vestidos  y jamás me verán usarlos) pero estos si que son hermosos y hasta ganas me dieron jaja. Les comparto fotos del backstage y en otro post hablaremos sobre la colección.